sábado, 26 de noviembre de 2016

Taller de Auditoría Forense

Los días 24 y 25 de noviembre del presente año, se realizó en la Auditoría Superior del Estado de Yucatán (ASEY), la jornada de capacitación interna denominada “Taller de Auditoría Forense”, contando con la participación de un total de 39 colaboradores de la institución.


El taller estuvo presidido por el M.E.A. Guillermo Horacio Casal, CPA, MBA, CIA, CCSA, CFSA, CGAP, CRMA, CISA, CFE, consultor individual y Asociado al estudio Perdomo & Amestoy de Montevideo, Uruguay
 nsultor individual y ante el acr se analizarelitos cometidos, os, ope, quien ha participado en casos de renombre en el sector gubernamental y financiero, además de desarrollar investigaciones, consultorías y organizar capacitaciones en diferentes países del mundo.

El objetivo del taller fue que los asistentes aprendan a identificar y actuar ante los diferentes tipos de fraudes, puedan establecer un programa de trabajo y llevar a cabo los procedimientos de auditoría forense para así poder detectar los delitos cometidos, los autores involucrados, el monto del fraude, la cronología de los sucesos ocurridos, entre otros, mediante el desarrollo de casos de fraude que se han cometido en la vida real.

De igual manera, durante el taller se analizaron de manera práctica y dinámica diversos tipos de fraudes como la sustracción de activos de una empresa, enriquecimiento ilícito de un funcionario público, corrupción en el sector público, sobornos relacionados con clientes, sobornos relacionados con proveedores, lavado de activos, alteración de estados contables y defraudación entre socios.

La jornada de capacitación fue de gran provecho para los participantes, por la forma interactiva en la que pudieron aportar soluciones ante los casos reales que se presentaron, poniendo en práctica sus conocimientos en materia de auditoría forense.


-->
Los participantes se mostraron muy interesados con los temas que se abordaron, les permitió tener un conocimiento real de cómo realizar un programa de trabajo derivado de la sospecha de la existencia de un fraude, por lo que resulta de gran importancia seguir capacitándolos y de esta manera continuar con el compromiso de la institución de contar con personal altamente capacitado y a la vanguardia en la fiscalización superior del país, que promuevan las mejores prácticas de gobierno y que actúen bajo los principios de la institución.